fbpx

La lectura y sus beneficios para el cerebro

7 maneras en que la lectura beneficia a tu cerebro

Para muchos de nosotros en estos días, la lectura se ha reducido al artículo en el que se hace clic ocasionalmente y que aparece en nuestro feed de las redes sociales, las instrucciones de GPS y las facturas mensuales. O como muchos, tienes una pila de libros “que quieres leer” que suenan realmente interesantes pero que nunca pareces hacer ni el intento.

 

Aprender a leer físicamente cambia la forma y la función de tu cerebro.

Un estudio examinó a 31 adultos que comenzaron a leer a una edad temprana, 22 personas que aprendieron a leer como adultos y diez personas analfabetas. Los científicos utilizaron escáneres de resonancia magnética funcional sibutramine kopen para medir y comparar la función cerebral de los participantes mientras respondían al lenguaje oral, el lenguaje escrito y las tareas visuales.

En los lectores, el lóbulo occipital, el centro de procesamiento visual del cerebro, estaba más desarrollado. Esto significa que los lectores podrían procesar la información visual de manera más eficiente. Este rasgo cerebral podría traducirse en habilidades mejoradas de imaginación y creatividad, así como en poder visualizar mejor el futuro para la toma de decisiones y la planificación. Los lóbulos parietales de los lectores también se fortalecieron. El lóbulo parietal convierte las letras en palabras y las palabras en pensamientos. Es esencial para la comprensión de escritura y lectura.

La lectura ayuda a los cerebros de las personas a procesar la información tanto visual como verbalmente de manera más efectiva. Los cerebros que no pueden leer también podrían tener dificultades para procesar la información verbal, lo que podría ser la razón por la cual un lector lento puede retrasarse en otras áreas académicas. La lectura mejora todos los aspectos de las habilidades de comunicación de una persona.

 

La lectura beneficia a tu cerebro en 7 aspectos:

1. Estimulación mental

Los estudios demuestran que mantenerse estimulado mentalmente puede retrasar el progreso y reducir los riesgos de Alzheimer y demencia. Tienes un cerebro de “úsalo o piérdelo”. La información que rara vez se accede y los comportamientos que rara vez se usan causan una disminución en esas vías neuronales hasta que las conexiones se pierden por completo en un proceso llamado “poda sináptica”. De hecho, puede estar contribuyendo sin saberlo al deterioro de su cerebro al no desafiarlo. Actividades como la lectura, los rompecabezas y el ajedrez le dan a su cerebro un entrenamiento y lo estimulan activamente.

 

2. Reducción de estrés:

¿Alguna vez notaste cómo desaparece el estrés cuando te pierdes en una buena lectura? Si estás buscando una forma de desestresarte, toma un libro y deja que tu mente se olvide de tus problemas por un tiempo.

Según un estudio de 2009, la lectura redujo los niveles de estrés hasta en un 68 por ciento, lo que fue más que escuchar música, tomar una taza de té, jugar videojuegos o salir a caminar. Los investigadores observaron que los participantes que solo participaron en seis minutos de lectura experimentaron una frecuencia cardíaca más lenta y una tensión muscular reducida.

 

3. Habilidades sociales mejoradas:

Para algunos, leer libros es una forma de escapar del mundo real y de las personas que lo rodean. Curiosamente, la investigación muestra que la lectura en realidad puede mejorar las habilidades sociales para ayudarlo a lidiar con esas personas. Un estudio encontró que las personas que leen ficción pueden ser mejores para generar lo que se conoce como “teoría de la mente”. La teoría de la mente es la capacidad de comprender los estados mentales, creencias, deseos y pensamientos diferentes de los demás. Es una habilidad esencial para las relaciones sociales complejas.

Otro estudio encontró que las personas que leen ficción obtuvieron puntajes más altos en las pruebas de empatía que aquellos que leen no ficción.

 

 

4. Expansión del vocabulario:

Cuanto más lees, a más palabras estás expuesto. La investigación proporciona un fuerte apoyo para la correlación entre la habilidad de leer palabras y el vocabulario. La ciencia confirma la importancia de la lectura para el proceso de adquisición de vocabulario en niños y adolescentes. En adultos, un vocabulario más amplio corresponde a un ingreso más alto.

 

5. Mejora de memoria

Cuando lees, tu cerebro está haciendo mucho más que descifrar palabras en una página. Leer es más exigente neurobiológicamente que procesar imágenes o hablar. Es un entrenamiento neuronal. Mientras lees, partes dispares de tu cerebro, como la visión, el lenguaje y el aprendizaje asociativo, trabajan juntas.

Según un estudio, la estimulación mental como la lectura puede ayudar a proteger la memoria y las habilidades de pensamiento, especialmente a medida que envejece. Los autores incluso sugieren que leer todos los días puede retrasar el deterioro cognitivo tardío. En otra investigación, se ha demostrado que la lectura reduce la velocidad del deterioro de la memoria y la disminución de otras capacidades mentales clave. Esto se traduce indirectamente ya que la lectura realmente puede ayudar a las personas a vivir más tiempo.

El acto de leer ayuda a aumentar la función general del cerebro y aumentar la memoria. Los científicos de la Universidad de California, Berkeley, descubrieron que puede reducir los niveles de beta-amiloide, una proteína cerebral involucrada en el Alzheimer, al mantener la mente estimulada cognitivamente. La lectura también se ha relacionado con la disminución del deterioro mental al mejorar la flexibilidad mental general, un componente importante para desarrollar y retener la memoria.

 

6. Conectividad y función cerebrales mejoradas:

Un estudio determinó que estar absorto en una lectura mejora la conectividad del estado de reposo del cerebro y la función general. Específicamente, leer ficción mejora la capacidad del lector para ponerse en el lugar de otro y flexionar la imaginación de una manera similar a la visualización de una memoria muscular en los deportes.

Se observó una mayor conectividad en la corteza temporal izquierda, un área del cerebro asociada con la receptividad al lenguaje, y el surco central, la región motora sensorial primaria. Las neuronas aquí hacen representaciones de sensaciones para el cuerpo, un fenómeno conocido como cognición fundamentada. Solo pensar en correr, por ejemplo, puede activar las neuronas asociadas con el acto físico de correr.

 

7. Mejor sueño:

Crear un ritual a la hora de acostarse, como leer antes de acostarse, le indica a su cuerpo que es hora de relajarse y dormir. Sin embargo, querrá asegurarse de leer un libro real y limitar el tiempo de pantalla antes de acostarse. Las pantallas como los lectores electrónicos y las tabletas pueden mantenerte despierto por más tiempo e interrumpir tu sueño.

Eso se aplica especialmente a los niños. Según la investigación, el 54% de los niños duerme cerca de una pantalla pequeña y duermen un promedio de 20 minutos menos. Por lo tanto, busque los giros de página literales antes de apagar la luz.

La lectura es más importante de lo que crees. Estimula tu mente, cuida la salud de tu cerebro e incentiva el aprendizaje. Ponla en práctica y enséñale a tus hijos la importancia de esta actividad para su vida diaria y su futuro.

Si tienes alguna inquietud, consulta con un profesiona.
¡Consulta con nosotros! Seguro te vamos a ayudar.

Gehnios, Tu salud. Tu elección.